miércoles, 23 de diciembre de 2009

Eugenee

Casi termina el año… y parece que mi libido esta en su punto mas bajo, ¿será la edad? El punto es que no he visto ni he buscado a nadie, y me he mantenido muy al margen de todo esto. Pero camino al gimnasio la semana pasada me tope con uso ojos que me causaron vértigo, eran grises y casi sin darme cuenta lo mire con total tranquilidad que él al sentir mi mirada lo único que dijo fue que si cerraba o abría mas los ojos, me solté a reír y él conmigo y comenzamos a charlar, el con su mal español y su acento y con mi mal ingles y ya en algún punto de la conversación cada uno hablaba en su idioma y traducía al ingles para tratar de entendernos. Se llama Euginee, y es hermoso a mis ojos, mide mas de 190 cm. de cuerpo firme y de apenas 31 años, un hombre de labios carnosos, que muy inteligentemente me dijo que nos viéramos mas tarde que estaba con un grupo de amigos que hasta entonces yo no había visto y que me invitaba a su hotel. Venia con un grupo de Judíos muy atractivos todos yo iba al gym, así que dije que si, que me dijera donde estaba y que yo mas tarde iría a verlo.

Llegue a las 7 p.m. de la noche a la terraza del hotel, tomamos una naranjada pues el tampoco bebe alcohol, sus amigos estaban ahí, riendo mirando la plaza del zócalo azorados, haciéndome un sin fin de preguntas sobre el sitio. De pronto Euginee me tomo de la mano se disculpo y nos fuimos a su habitación,… al entrar lo primer que hizo fue besarme recargando su cuerpo contra la pared… y lo demás fue lo usual… al verlo desnudo se me seco la boca, la belleza de alguien bien alimentado es siempre una bendición, … su cuerpo firme y duro de largas piernas y brazos cubiertos de vellosidad, una verga circuncisa larga y gorda que me encantó, … no se cuanto tiempo estuvimos en su habitación pero después de un rato de coger como enajenados, y de sentir por largo rato su boca en mi culo, nos quedamos dormidos hasta que uno de sus amigos entró y le dijo algo en su idioma que por supuesto no entendí… instintivamente me arrope y el sin pena alguna se levanto desnudo y le dio algo que no supe que fue… -Tenemos que irnos- me dijo… claro, me tomo de la mano y nos metimos a la regadera, ahí reímos y hablamos de tonterías y en medio de la conversación algo me dijo de salir y tomara un taxi para ir a no se donde, le dije que usará un taxi del hotel que no tomara el riesgo a lo que él me dijo sonriendo… -no te preocupes, un asalto es lo menos que me preocupa… en Israel, te subes a un autobús a pleno rayo del sol esperando que no haya nadie que se haga estallar… no pasa nada- me tomo de la cara y me beso nalgueándome al mismo tiempo. Nos salimos de la ducha y seguimos riendo pero lo que me dijo me sorprendió… como hasta el peligro es relativo en cada cultura…

Nos despedimos en el lobby del hotel… me dijo que me llevaba a donde yo quisiera pero preferí usar el metro hasta mi casa, era casi media noche… Hable con él un par de veces más antes de que se fuera de la ciudad y prometí que iría a verlo en algún momento de la vida… -me encantará ver tus cuadros en mi país-, me dijo… a mi también sin duda.... me mando una foto por correo, y de ahi hice esta pintura, que lastima que no llevaba mi cámara, me habría gustado pintarlo desnudo.

1 comentario:

Areko Martiánez dijo...

Mi admirado y querido maestro Diego, he disfrutado contigo el encuentro con tu amigo judío.
Yo al contrario de ti, he andado estos días de un caliente...que ya traigo casi tronado a mi parejita que además acaba deinscribirse al Gimnacio, así que ya te has de imaginar, eso es bueno porque así no pone pero de que otros le hagan el quite, jajaja.
Diego precioso, mas que comentarte lo anterior te quiero mandar mi cariño con los mejores deseos para esta Noche Buena y que los siguientes días sean de relajante felicidad para que comiences el año nuevo lleno de energía y con miras a que todos tus planes y proyectos se cumplna.
Recibe un beso y abrazo de este amigo que te quiere y admira.